Normativa

Queremos conservar el alojamiento en perfectas condiciones y, por este motivo, todos los grupos que disfruten de la casa deben cumplir unas normas básicas. Al alojarse se les facilita un manual completo para que puedan resolver cualquier duda que surja durante su estancia en la Casa de Aratorés.

Las normas básicas son:

Debe existir una persona responsable del grupo al que dirigirse y que actúe como único interlocutor. El consumo de los suministros no está incluido en el precio de la estancia, éste se facturará al grupo una vez concluida su estancia de acuerdo con la lectura del contador. La limpieza y orden del alojamiento son por cuenta del grupo alojado, debe quedar esta en las mismas condiciones en las que se entregó al inicio. Está prohibido fumar en todo el alojamiento.

Los animales no están permitidos en el interior de la vivienda, a excepción de perros guía. Todas las averías o daños que se adviertan durante la estancia pueden notificarse al teléfono 974 36 05 36.  Al finalizar la estancia es necesario cerrar las llaves de paso de luz, agua, gas y cuidar el mobiliario y equipamiento de la casa.  El alojamiento no dispone de personal de acompañamiento, guías ni limpieza.